Atenúan las arrugas y retardan el envejecimiento

Las células madre son las proveedoras de nuevas células. Cuando éstas se dividen pueden hacer más de sí mismas y más de otros tipos de células.

En el tejido de nuestra piel, las células madre se encuentran en el estrato basal y tienen la capacidad de dividirse indefinidamente, de esta manera reparan los tejidos dañados y sustituyen las células que mueren periódicamente.

El proceso de división se hace más lento a medida que envejecemos, el número de células madre de la piel decrece y su vitalidad disminuye. Como NO se pueden desarrollar nuevas células madre epidérmicas, es muy importante conservar la vitalidad de estas células y su capacidad de dividirse por el mayor tiempo posible.

-15%
El precio original era: $42.700.El precio actual es: $36.320. IVA INC
-15%
El precio original era: $40.600.El precio actual es: $34.430. IVA INC
-20%
El precio original era: $83.300.El precio actual es: $66.640. IVA INC
-10%
El precio original era: $39.900.El precio actual es: $36.000. IVA INC
-9%
El precio original era: $35.900.El precio actual es: $32.500. IVA INC
-15%
El precio original era: $75.800.El precio actual es: $64.700. IVA INC

Las cremas con células madre utilizan como insumos fundamentales, principalmente plantas y frutas.

Inicialmente las primeras cremas cosmetológicas utilizaron una variedad de manzana suiza (uttwiler spatlauber) capaz de mantenerse fresca durante mucho tiempo. En la actualidad, se utiliza el arroz, el melón, diversas flores, hongos y cereales.

Principales beneficios

Los tratamientos dejan la piel más suave, joven y firme. Para combatir eficazmente el envejecimiento de la piel, los tratamientos cosmetológicos se enfocan en la epidermis y en la dermis, con el objetivo de que la actividad de las células madre epidérmicas se mantenga de una manera similar a como lo hacían en tu juventud.

Algunos beneficios de los productos que tienen células madre

  1. La piel gana estructura, resistencia, elasticidad y firmeza, ya que se mejora la densidad de los tejidos de la piel.
  2. La piel se vuelve más suave y se mantiene mejor hidratada desde la primera aplicación de los tratamientos.
  3. Con el uso continuo aumenta su elasticidad y disminuyen visiblemente las arrugas.